Sobre Nosotros

i madre tiende a salir al centro comercial con mis hermanos y mi esposo, a realizar las compras de la semana, situación que aprovecho para quedarme con mi papá y seguirlo provocando, lo invito a la cocina para preparar una ensalada y el postre, es ahí cuando más lo abrazo y le restriego mi cuerpo, él poco a poco va tomando confianza y me abraza por la espalda rodea mi cintura y me dice al oído..., que linda luces güera..., yo sujeto sus manos y en un impulso coloco mi nuca en su pecho giro mi cabeza y le doy un beso en su mejilla, mientras realizo esta maniobra pego mis nalgas a su paquete y suavemente lo giro para masajear su envergadura ya bien tiesa, siento como sus manos se colocan por debajo de mi tetas, yo esperando que él se atreva a subirlas y que tome mis bubis entre sus manos para que las disfrute al masajear lo que ya hace un tiempo es suyo, pero aún no lo toma. 

3movs

azeca porno

bangbros

porno blacked

brazzers

brunoymaria

cholo tube

conejox

culioneros

cumbia porno

 

Se que me desea, él ya no puede disimular , sus reacciones ante mi insistencia va dando resultados, en una ocasión llegue vestida zapatillas de tacón alto con una micro falda de mezclilla y una blusa entallada, no use brassiere alguno, solo para que mi papá viera mis pezones erguidos por mi calentura pasional, yo le dije que deseaba un closet más amplio, igual al que tiene en su recamara, él de inmediato me invito a que lo revisáramos y viera bien como lo quería en mi cuarto. 

Acepte encantada y me encamine a subir por las escaleras, mi padre se atrasó un poco dando tiempo a que subiera, sabía lo que quería, quería ver mi culo, y yo estaba dispuesta a complacerlo, caminando lo más sensual posible empecé mi ascenso, quería lucir al máximo mi culo para el placer de mi papi, mi lencería de encaje era pequeña y justa, papa observaría con agrado mis nalgas listas para que las tome cuando quiera, hice una pausa como si algo me molestara al caminar, me incline un poco y le ofrecí por completo el panorama de mi culo a menos de 50 cm de su cara.., mi papá solo exclamo, oohhh...güera, ¿qué te pasa?..., nada papi, solo una piedrita entre mi pie y la zapatilla.